basqueteam fomenta el deporte de alto nivel del País Vasco
Imagen207.jpg
Otros 11
octubre
2012

Iñurrategi, Vallejo y Zabalza finalizan proceso de aclimatación cerca del Baruntse

Si el tiempo lo permite iniciarán el asalto a la cumbre del Nuptse el próximo domingo

BILBAO, 11 de octubre de 2012.- La expedición NATURGAS/BBK NUPTSE 2012 concluyó anoche la fase de aclimatación a la altura, tras regresar al Campo Base de su tercera salida, que ha permitido a los tres escaladores del equipo Basque Team permanecer dos noches a una altitud de 6.000 metros en el Baruntse. La marcha ha supuesto un duro esfuerzo por la altura, la distancia recorrida y las condiciones meteorológicas adversas, pero los integrantes de la expedición se muestran satisfechos del resultado y dispuestos a atacar su objetivo en un plazo de tres días, si las condiciones meteorológicas lo permiten.

Mikel Zabalza ha explicado esta mañana, en conversación telefónica desde el Campo Base, que ayer miércoles alcanzaron el campamento tras casi 10 horas de marcha ininterrumpida desde las faldas del Baruntse, un viejo conocido que visitaron por última vez hace tres años, durante la expedición al Makalu de este mismo trío de alpinistas. “Hemos estado cuatro días fuera y ha resultado duro, porque el objetivo está bastante alejado, el terreno es complicado y hemos tenido que superar dos collados de 5.900 y 6.000 metros. Queríamos alcanzar los 6.500, pero nos hemos quedado las dos últimas noches a 6.200, atascados por una gran nevada: había casi 40 centímetros de nieve fresca, y seguir subiendo hubiese sido una locura”.

La verdad es que no hemos pasado por problemas graves –ha añadido el navarro-, pero es cierto que no es nada cómodo para tres personas pasar 30 horas de nevada continua en una tienda para dos y con temperaturas mínimas de 18-20 grados bajo cero, pero estamos contentos por haber concluido la aclimatación según lo previsto: ahora descansaremos tres días, y el domingo estaremos en condiciones de iniciar la ascensión al Nuptse si los partes meteorológicos son favorables”.

A falta de que se concrete la previsión, el principal enemigo para Iñurrategi, Vallejo y Zabalza es ahora el viento. Mikel ha señalado en este sentido que “aún no hemos consultado los partes más recientes, pero estos últimos días venían dando vientos de hasta 70 kilómetros por hora a 7.500 metros hasta el día 14, lo que nos pondría las cosas muy difíciles porque a esa altura hay una temperatura de unos 30º bajo cero, y con ese viento la sensación térmica es aún más baja y hay riesgo de congelaciones”. La nieve, por el contrario, no parece representar un problema a día de hoy, ya que no se espera ningún frente para los próximos días, y de hecho el tiempo en el Campo Base está siendo bastante más benigno que en las faldas del Baruntse, y así parece que se va a mantener durante los tres días de reposo de los expedicionarios.

Si todo marcha según lo previsto, Iñurrategi, Vallejo y Zabalza podrían iniciar el domingo el ataque a la cumbre, en una escalada que supondría –en condiciones propicias- cinco o seis días alejados del Campo Base. “En todo caso –ha precisado Zabalza-, si no pudiese ser el mismo domingo, de momento tenemos margen de tiempo suficiente, y estamos a tope en cuanto a moral y preparación”.